La directora general de Dependencia destaca el “considerable esfuerzo” realizado en la gestión de esta área durante el último año

María del Carmen Marrero señala que se ha incrementado el personal y se han rubricado acuerdos con Cabildos y Ayuntamientos, permitiendo “simplificar los procedimientos y mejorar la atención a las personas en situación de dependencia en Canarias”

La Consejería de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda del Gobierno de Canarias, a través de la Dirección General de Dependencia y Discapacidad, ha realizado un considerable esfuerzo durante el último año para agilizar la tramitación de los expedientes. “De hecho, hay que indicar que la carga de trabajo de 2017 fue muy superior a la del 2016, siendo el año con la mayor generación de informes ya que durante este último año se trabajó con más de 4.000 expedientes que exigieron la realización del procedimiento completo, y no se había recibido expedientes terminados esperando crédito como en 2016”, asegura la directora general de Dependencia y Discapacidad, María del Carmen Marrero.

Con el fin de agilizar la respuesta y resolución de los expedientes, asegura la directora general de Dependencia, el Gobierno ha incrementado el personal técnico que trabaja en el departamento, “personal que ya llevado a cabo una gran labor para sacar los expedientes con la mayor celeridad posible”, así como se han rubricado diversos convenios de colaboración con los Cabildos insulares y con los Ayuntamientos, “lo que ha permitido simplificar considerablemente los procedimientos y mejorar la atención a las personas en situación de dependencia en Canarias”.

Este esfuerzo es reconocido por el mismo informe presentado por el Diputado del Común relativo al año 2017, en el que se indica que del total de las 1.795 denuncias nuevas registradas este año, 310 están relacionadas por el área de Dependencia y Discapacidad, es decir, un 67% más que en 2016. “Es cierto que se han incrementado las demandas presentadas ante el Diputado del Común, pero también es verdad que en el mismo informe se reconoce la disminución en el tiempo de respuesta, permitiendo el archivo del 40 por ciento de ellas por solución de las mismas”, indicó.

En esta misma línea, el Informe Indice Desarrollo de los Servicios Sociales, DEC, que elabora la Asociación de Directoras y Gerentes de Servicios Sociales del año 2017, reconocía igualmente “el esfuerzo” realizado por Canarias en el último año al elevar un punto la cobertura del sistema de Atención a la Dependencia, del 3,4 al 4,4 por cierto de la población potencialmente dependiente.

“Este esfuerzo se ha materializado en el incremento de nuevas altas en nómina en el Sistema canario de Atención a la Dependencia”, aclaró Marrero, quien indicó que, en el año 2017, se dieron de alta en nómina a un total de 5.417 nuevas prestaciones y servicios en el Sistema canario de atención a la Dependencia, 506 más que en 2016. De esta cifra, 3.318 correspondieron a altas en prestaciones económicas; 1.640 a altas en servicios públicos y 459 a servicios de Teleasistencia.

Además, subrayó la directora general, en 2017, y en el marco de los convenios firmados con los Cabildos insulares para la prestación de servicios en centros residenciales y centros de estancia diurna a personas en situación de dependencia, se incrementó el número de plazas en 576, pasando de las 9.606 plazas de 2016 a las 10.185 plazas actuales.

Igualmente, se han concretado la creación de nuevos recursos e infraestructuras a través del II Plan de Infraestructuras Sociosanitarias de Canarias 2017-2020 que, con una inversión de 161.150.000 euros, permitirá ampliar en 5.000 el número de plazas actuales tanto residenciales como de estancia diurna.

Fuente: Gobierno de Canarias

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *