Cruz Roja atendió el pasado año a 172.458 personas en Canarias

Paralelamente, la organización impulsó 1.225 acciones formativas, en las que participaron 14.636 alumnos, y puso en marcha campañas de educación, sensibilización y mejora ambiental

Cruz Roja en Canarias atendió durante el pasado año a un total de 172.458 personas a través de todos sus proyectos y servicios. La memoria de 2017 fue presentada ayer por el presidente autonómico de Cruz Roja en el Archipiélago, Gerardo Mesa, y los presidentes provinciales de Santa Cruz de Tenerife y Las Palmas, Mayte Pociello y Juan Campos, respectivamente.
Mesa destacó que en 2017 “hemos ayudado a 96.758 personas en nuestras islas, a través de los 50 proyectos y servicios correspondientes al área de Intervención Social”. De este ámbito de actuación, el 75% de las personas atendidas corresponde al colectivo en extrema vulnerabilidad, seguido del colectivo de personas mayores (9%), inmigrantes (6,6%), personas con discapacidad (3,4%), mujeres en dificultad social (3%), reclusos (1,2%), infancia (0,3%) y otros (personas afectadas por VIH-Sida, jóvenes en dificultad social, etc.).

De este total de ciudadanos atendidos, más de 48.000 han recibido asistencia en materia de emergencia social para la cobertura de sus necesidades básicas, mediante la entrega de productos alimentarios, vestuario, material escolar, productos de higiene personal y limpieza del hogar, juguetes, productos sanitarios y ayudas de menaje.

Además, la entidad ha realizado aportaciones económicas para el pago de necesidades de primera necesidad, recibos de suministros, transporte y ayudas educativas, que han beneficiado a cerca de 23.000 personas. A esta labor de atención primaria se suma el esfuerzo que realiza para reforzar su Plan de Empleo dirigido a colectivos de difícil inserción laboral, como personas mayores de 45 años, parados de larga duración, mujeres en dificultad social o víctimas de violencia de género. El año pasado, Cruz Roja en Canarias prestó asistencia a más de 4.000 personas, mediante las 28 iniciativas que contempla este proyecto, gracias a la colaboración de 594 empresas. De esa cantidad, 978 personas lograron insertarse en el mercado laboral, lo que supone una ratio de inserción del 24%.

La presidenta provincial de Cruz Roja, Mayte Pociello, explicó que “el Plan de Empleo de Cruz Roja tiene dos grandes objetivos. Por un lado, potenciar y reforzar la empleabilidad de las personas en situación de desventaja, ampliando sus capacidades para situarlas en mejores condiciones. Y por otro, luchar contra las barreras sociales que existen ante ese acceso de las personas en dificultad social al mercado de trabajo y que, habitualmente, se manifiestan en forma de estereotipos, prejuicios”.

A través de los servicios de socorro de Cruz Roja se dio asistencia a 21.475 personas. Concretamente, se ofreció cobertura a 2.872 dispositivos preventivos en actos deportivos, tradicionales, musicales, etc., tanto acuáticos como terrestres). Además, se desarrolló una intensa actividad en las 40 playas y zonas de baño en las que Cruz Roja brindó atención sociosanitaria, llegando a asistir a 6.215 personas.

Paralelamente, la organización impulsó 1.225 acciones formativas, en las que participaron 14.636 alumnos, y puso en marcha campañas de educación, sensibilización y mejora ambiental, que llegaron a 1.430 personas. Al mismo tiempo, cerca de 4.500 menores y jóvenes fueron atendidos a través de la asociación juvenil (Cruz Roja Juventud), mediante sus programas.

Fuente: Diario de Avisos

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *